P1070183.JPG

MALATESTA

Todas las noches,

mis hermanos perdidos.

Por Juan Cruz Molas y Molas y Marcio Parks.

13/3/2019

Te acordas de aquellos años en que solíamos juntos mirar la pequeña pared crepitar, azulada, tan llena de historias y sueños. Te acordas el dorado sol que bañaba nuestra esquina y el cordón caliente de la vereda turbar la cerveza. Pues creeme, nada a cambiado por aquí, solo que ahora, ya maduros mis sueños, me detengo a contemplar el fuego, la luz y el color.  Yo que cruzo la ciudad a toda hora y transito el cemento desvelado, soy amigo de la esquina silenciosa, del rumor tan bullicioso de la noche, me codeo con el puerto y en los márgenes de la ciudad soy el naufragio de una historia... que solo el tiempo ha de develar.

 

Dardo Malatesta en exclusivo con Subterráneo.

Una noche en el Dorado

 

Llevo 17 años pintando en la calle, más o menos, y el arte urbano siempre fue como una manera de protesta, una experiencia de protesta, las paredes, como dijo Eduardo Galeano son la imprenta de los pueblos, así que lo que no sale en los diarios, lo que no sale en los noticieros, la gente lo pone en la paredes. Estuve en el 2001, donde el pueblo salió a escrachar todo, a romper todo, estaban todos pintando, la policía no entendía nada, un quilombo... entonces dije, eu! piedra libre para hacer todo lo que queramos. Para entonces estaba viviendo en Estados Unidos, pero me di cuenta que acá había como una libertad increíble como para salir a pintar cosas… básicamente arranqué porque tenía muchísima bronca encima, me habían pasado un montón de cosas de mierda en mi vida, y tenía una bronca inmensa y para no matar a nadie ni agarrarme a piñas, salí a cagar paredes todas las noches, todas las noches. En esa época no existía el street art, no se llamaba así, ni era arte urbano, salíamos a hacer... cagadas, básicamente. Los grafiteros hacían sus grafitis, nosotros salíamos con los stencils, todos los martes ibamos a bailar al Dorado, yo vivía en Caballito y caminaba mientras pintaba todo en mi camino, pero cuando pasaba por Congreso, que es el barrio de mi socio en la galería que después armamos, vi los stencils de ellos, entonces con los míos empecé a intervenirlos, por ejemplo, había uno de la cara de Cerati que decía “viejo choto” y yo tenía uno que era como un misil y hacía que cerati fumaba un misil, o le caían tres, cuatro en la cabeza… entonces con mis amigos, que ahora son mis amigos, para aquellos días no nos conocíamos, empezamos a charlar a través de las paredes con nuestros stencils sin conocernos las caras, y eso fue pasando por meses, hasta que en un momento vi pintando a uno, justo en frente del Dorado, "¿vos sos el de Cerati? si, yo soy el de los misiles, ¡eh! ¡¿cómo andá’?!", y desde entonces no paramos de laburar juntos. Armamos la galería años después, eso fue hace 17 años. Había ganas de expresarse en el espacio público pero no lo veíamos como street art, era salir a romper las pelotas, básicamente… nunca imaginé llegar a vender un cuadro, tener una galería y que me paguen para hacer murales, lo que corno sea, para mi... era salir a romper las pelotas, sacudirme la mierda contra una pared. Corta la bocha.

Arte, pizza, arte, pizza, arte


Bueno, armamos entonces Hollywood In Cambodia (HIC) dedicada y enfocada a gente que está pintando ahí afuera, que está activa, entonces llegaron las muestras, con toda la monada allá, con toda la monada acá, eso le dio como un marco de credibilidad, Ah! Se juntan, se conocen, hacen muestras. Amalgamó la escena. Gente del grafiti, del diseño gráfico, nosotros con stencil, otros con laminas y posters. En la calle no había problemas para pintar, la policía no te decía nada man, y a los vecinos les encantaba, depende mucho de la actitud, no es lo mismo salir de noche encapuchado a hacer unos tags que ir de día con todos los bártulos, cajones, rollos, pintura… venía el policía y te preguntaba ¿qué están haciendo? arte oficial; arte, pizza, arte, pizza, arte, no sabía como reaccionar, entonces no pasaba nada, salía la señora a barrer la vereda y decía ¡Ay, que lindo los colores chicos me encanta gracias!, la policía se iba, entonces había una libertad para salir, los que venían de afuera no lo podían creer... elegí una pared… y pintá.

IMG-20180506-WA0050.jpg
Untitlewefgd-6.jpg

Movimiento de contracultura

 

Últimamente el arte urbano, empezó a ser como gentrificado, pasteurizado, está pasando algo bastante fulero, a mi entender, porque yo que estoy con HIC hace doce años, vengo dando el espacio a gente posta, piola, que está en la calle, y de repente veo que surgen seres, no quiero nombrar a nadie en particular, ¿pero por qué surgen este tipo de personajes? porque tienen una banca de otro lado, lo que nació como un movimiento de contracultura fue absorbido y pasteurizado por intereses ajenos, como pintar para proyectos inmobiliarios, que no tiene que ver, entonces pierde esa esencia de rebeldía, pasa lo mismo con el skate, ahora te ponen la pista y te van encasillando, te van llevando amablemente hacia el corralito, te anulan la libertad de salir a patinar donde quieras. Con HIC tratamos de mantener ese espíritu intacto, todos los que van ahí hacen lo que se le cante el puto culo.

 

El caos y el arte callejero no es que se necesitan, tan solo una cosa desata la otra, pasa lo mismo con el punk-rock, cuando las cosas están como el culo, aparecen más bandas, cuando las cosas están como el orto la gente quiere salir a la calle, hoy por hoy las cosas siguen pasando, todavía no estalló, pero venimos de unos años bastante movidos, no se llegó a pudrir del todo, pero se va a re-pudrir  y se va pintar todo, es contracultura, sacudir la mierda, el caos social incita a la expresión.

"Todavía no estalló, pero venimos de unos años bastante movidos, no se llegó a pudrir del todo, pero se va a re-pudrir  y se va pintar todo, es contracultura, sacudir la mierda, el caos social incita a la expresión".

- Darío "Malatesta" Suárez.

Untituyfled-1.jpg

Sin permiso, sin perdón

 

Los primeros años eran re salvajes, en un momento teníamos un evento que se llamaba Expression-Session, lo habíamos armado entre todos y era, bueno… el domingo nos juntamos en tal plaza que tenía un paredón mortal, y caímos 20, 30 monos con escalera, tachos de pintura, aerosoles, parrilla, grupo electrógeno, música, hacíamos un evento como si fuera algo legal pero sin ningún tipo de permiso. Entonces venía la policía y veía semejante despliegue de gente buena onda, pasándola bien, chicas, nenes, la plaza, todos jugando, los pibes pintando, acá en capital hicimos dos o tres, y entonces en una dijimos vamos hacer una Expression a Rosario, se armó, nos fuimos como 20 monos allá, nos juntamos con la monada de allá, cayó Elian, fue ahí donde lo conocí, agarramos cuatro galpones que estaban como a 100 metros del monumento a la bandera frente al río, sin permiso, sin perdón, le entramos a dar a los cuatro galpones, todos los monos enfurecidos, arrancamos a las diez de la mañana, recién al mediodía cayó la policía, los bolaceamos la tarde entera, hasta que se dieron cuenta, le recontra mega cagamos los cuatro galpones gigantes a 100 metros del monumento sin permiso… sin perdón. Asado, Dj, fue de las mejores movidas que me pasó, en 2006, a Elian lo vi llegar, no podía creer al enano, se fue a pintar sobre el río, pintó un cuchillo tramontina de 80 metros de largo, apareció al mediodía a picotear algo de la parrilla completamente bañado en pintura y tipo… lo amé, lo amé mal. Espíritus similares.

P1100547.JPG
P1070367.JPG
P1090667.JPG
P1100487.JPG

Hoy no pinto lo mismo que hace diez años

 

Antes salía a sacudirme la mierda, ahora lo manejo de otra manera, y la pintura… no te digo que se convirtió en algo más serio, pero lo percibo distinto, antes era más improvisado salir y hacer cualquier cosa, me daba todo igual, me chupaba todo un huevo si quedaba bien o mal, ahora por lo general ya casi no pinto paredes… sin permiso, por decirlo de alguna forma, siempre voy le hago un mural a este, le hago un mural al otro, a veces por plata, a veces no, no importa, me gusta pasarme el día entero pintando, y hacer todo mi despliegue, porque lo que a mi me hace bien… es pintar. Lo que está pasando con las galerías, están levantando el techo para que todos nuestros vándalos tengan una perspectiva un poco más alta.

20180130_154530.jpg
IMG-20180626-WA0014.jpg

A veces conoces la pared, a veces no, cuando no la conoces vas con todo, y ves que onda, a veces cuando tenés una idea en la cabeza llegas a la pared y tenes un caño de agua que te caga todo, entonces tenés que improvisar, siempre lo comparo con hacer música, con mi laburo siempre… miro, para que tenga un progreso, hoy no pinto lo mismo que hace diez años, maduro yo también, va cambiando la persona, ahora tengo la vida un poco más ordenada, entonces, mis murales son más ordenados, antes era un caos total.

 

Pasé por varias etapas antes de realmente decir, bueno, soy artista…  primero anduve en skate, eso fue tipo mi primer antecedente, después la cámara de fotos, saqué miles de fotos, para esa época viajaba mucho y no tenía posibilidad de tener un taller, entonces sacaba fotos y tenía unos cuadernos de viaje donde anotaba todo, después se convirtieron en collages, me retroalimenté de las experiencias que iba teniendo, la temática va surgiendo sola, muchas veces hago caras, y eso viene directamente influenciado por la fotografía, la composición en general viene de collage, la elección de elegir el espacio público viene del skate. Hazlo tu mismo.

P1070993.JPG
malatesta copia.jpg

La comunión de las almas


La técnica, es una técnica antiquísima, durante el mayo francés salió el stencil con todo, el ejército de Mussolini cuando invadía pueblos en el norte de África pintaban la cara del Duce en las paredes, los chinos lo usaban para sus telas, los egipcios, el stencil es una técnica, nuestro estilo en particular lo fuimos generando con mis colegas de HIC. Fuimos los primeros del país en dedicarnos de lleno a eso, también había otros más enfocados en la política, en las bandas de rock, es una técnica muy versátil, con mis compañeros de galería llevamos pintando 17 años juntos, pero en principio era un circuito cerrado. Cuando surgió la galería fue muy interesante, estar con el artista y verlo montar la muestra, ver las posibilidades del espacio y trabajar de forma directa, ese tipo de contacto humano y real era mucho más nutritivo que estar viendo imágenes por el medio que sea, es como salen las cosas interesantes, desde la comunión entre las almas similares, es donde surgen las cosas piolas. De repente, nada, cuando conocí a estos pibes con los que ahora somos socios en HIC se me abrió el puto universo, no podía creer que estaban en la misma que yo, creía que era el único pelotudo que andaba en skate, que pintaba, que andaba con cuadernos, que hacía sus propias remeras, mis hermanos perdidos.

P1080835.JPG
P1100522.JPG
P1090952.JPG
20180815_162805.jpg
P1100651.JPG

No pinto para nadie... pinto para mi

 

Es un tipo de stencil argentino que generamos nosotros, al mismo tiempo gente que se crió viendo eso no pudo zafar de lo que generamos y empezaron hacer algo parecido, lo de las tramas lo inventé yo boludo, yo en un momento flashé con el stencil abstracto, formas, colores y tramas, el que era más figurativo vio que podía usar lo de las tramas. Yo no pinto para nadie... pinto para mi, mis amigos me invitan porque les gusta mi obra, no busco reconocimiento. Soy un artista que claramente mira hacia adentro, me chupa un huevo si te gusta o no te gusta, hago lo que hago porque soy un espejo de mi mismo, me hace bien... a mi, por eso ni firmo las obras, considero que con eso es suficiente... abandonar el ego. Me pongo místico jajaja, el artista es como un canal, soy el instrumento de algo gigante que está ahí.

P1070491.JPG

Mini-bio:

Darío Suarez, alias Malatesta, se incorpora a la escena de arte callejero a partir de su carrera como skater profesional. Gracias a su experiencia logra transferir la relación dinámica e íntima que posee con la cultura y espacio urbano a su obra, nostálgica y experimental.

Sus obras son, mayoritariamente, figurativas y para la realización de las mismas explora técnicas de esténcil, grabado y talla. Además experimenta con collage y pintura sobre objetos encontrados, como puede ser metal o madera. La cultura urbana y local son dos elementos fuertes en sus composiciones que se fusionan, a su vez, con elementos que hacen referencia a escenas alternativas y al anarquismo. (Texto extraido de graffitimundo)

Entrevista por Juan Cruz Molas y Molas y Marcio Parks

(imágenes cortesía de Malatesta)

Para ver más acerca de Malatesta click en los siguientes links:

Instagram / Facebook / Hollywood in Cambodia (HIC) Facebook / HIC Instagram


-

SUBTERRANEO